18.4.09

Marte: Claras evidencias de civilización en el cráter Hale

Traducido del original en inglés

(Hacer clic en cada imágen para verlas en su tamaño real)



La primera imagen es del cráter Hale, ubicado dentro de la mucho más grande cuenca de Argyre Planitia. Esta es una de las frecuentes imágenes impresionantes de la ESA Mars Express HRSC (High Resolution Stereo Camera - Cámara Estéreo de Alta Resolución) que se presentan al público y a los medios. Pero no se debe confundir lo bonitas que puedan resultar para el público y los medios de comunicación (casi una obra de arte) con las crudas imágenes emitidas directamente de la Mars Express como datos científicos, sin información superpuesta sobre ellas.
Este aspecto se logra después de enormes procesos de manipulación aquí, en la Tierra.
No sería tan grave si la manipulación se limitara sólo al cambio de la coloración, pero la verdad, en mi opinión, es que la manipulación para el ocultamiento es tan grande, con la superposición de una especie de alfombra (carpeta), que es muy raro el descubrimiento de ciertas anomalías con alguna calidad de imagen. Este problema es tan común con ESA que muchas veces me hace pensar que es inútil gastar tanto tiempo intentando encontrar algo en las imágenes.
Sin embargo, no importa cuán diligentes sean en la manipulación. Siempre hay errores que permiten descubrir alguna información real. Esto es lo que sucede en éste caso.
En la primera imagen, que es de sólo el 34% de la resolución original, y similar, y aún menor, a la que se distribuye para el público y los medios de comunicación. Noten la flecha negra que señala el sitio donde existen fuertes anomalías y que son la base del presente análisis. ¿No ve nada anómalo o sugestivo allí? Pues usted está viendo correctamente porque está viendo lo que el programa secreto quiere que usted vea es esencialmente nada excepto un poco, y quiero decir exactamente un poco, de la geología en la forma de sólo las cimas de un áspero terreno montañoso. Esta visión limitada coincide bien con el hecho de que el actual y el pasado debate científico asociado con el cráter Hale gira alrededor de la posible erosión de antiguas aguas en la zona.
En otras palabras, el enfoque tiene que ver con las pruebas geológicas y poco más, y estas imágenes de diseño hermoso están pensadas para obtener esa percepción y esa idea. Sin embargo, todas las zonas más suaves que se ven, independientemente del color o del tamaño, es manipulación del tipo "bruma" y tengan en cuenta que este trabajo se extiende en la mayor parte de la imagen que podemos ver y sólo una pequeña parte de la geología natural escapa a la manipulación. De hecho, este esfumado universal de las imagenes crea la ilusión de que el debate científico está centrado en el terreno.
Este tipo de cosas no sólo sirve para cubrir cualquier evidencia de anomalías que puedan existir en una imagen como esta, sino para crear la percepción de que en las cientos o miles de imágenes que nos ofrecen luego de manipularlas, lo único que podemos ver es éste tipo de terreno y que es real, cuando lo único verdadero son algunas cimas de su áspera geología. Así es como la malvresación y la manipulación de la percepción se hacen el mundo de las imágenes satelitales planetaria. Para quienes sean reticentes a aceptar esto, los invito a que lean mi informe anterior ( Report #055) titulado Towers In The Sun (Torres en el Sol). Estas imágenes de tecnología de calidad comercial estándard, más vieja que la actual tecnología de ESA, muestran una vista satelital de una ciudad de la Tierra desde más de 400 millas (unos 600 kilómetros) y otras a un promedio de 230 millas (unos 350 kilómetros) de los satélites en órbita de Marte. Las primeras, a través de la pesada cobertura de la atmósfera y las densas nubes terrestres, en comparación con las de la superficie marciana, que tiene una cobertura atmosférica mucho más leve y clara.
Imagenes satelitales de la Tierra como estas deberían proporcionar una idea muy clara en cuanto a qué tipo de requisitos de calidad mínima tenemos derecho a esperar de esta ciencia planetaria de imagenes, que utiliza los mejores equipos de vanguardia de la época y que no está disponible comercialmente. Sin embargo, esto no es lo que estamos recibiendo. Las verdaderas imágenes, con datos científicos más claros están allí, en algún lugar secreto y bajo control, y sólo las de más pobre calidad y enormemente manipuladas, colmadas de extravíos e ilusión son puestas a disposición de los investigadores y del público, como lo demuestran las dos primeras imágenes del presente informe.




La segunda imagen es nuevamente la oficial de la ESA (sin ningún trabajo mío sobre ella), específicamente de una parte del sitio con pruebas de anomalías. Esta vez muestran una resolución del 100 %. Los lugares en los que existen pruebas de las anomalías están arriba, a la izquierda fuera de la pantalla, y a la derecha de las tres flechas. Las montañas que pueden ver que incluí en la vista anterior dentro de la cuenca del cráter Hale proveen el factor necesario para su localización. Como pueden ver, cualquier evidencia es muy débil en la imagen oficial y, por lo tanto, muy fácil de perder.
Lo único que se puede ver en la versión oficial son algunos débiles patrones organizados e inusuales de naturaleza geológica parcialmente visibles a través de la bruma parcialmente transparente que fue insertada por medio de la manipulación. Esta vista marginal (foto 2) de la débil evidencia, es algo mejor verla en la versión oficial original que pueden encontrar AQUI que en mi imagen anterior, necesariamente comprimida de tamaño y de menor calidad, necesario para presentarla en la página.

Para un investigador vale su intuición. Esta evidencia tenue pero con un patrón definido y organizado es la clave que indica la necesidad de un exámen más detenido y, además, intentar derrotar la manipulación aplicada a la imagen.
Siempre he sido conciente de la existencia de anomalías en estas fotos, pero siempre me encontraba con la traba de que habían sido demasiado oscurecidas. Cuando tengo prometedores, pero sólo sugestivos indicios de evidencia como estos, suelo demorar la presentación de estos informes con la esperanza de que puedan aparecer una mejor imagen luego de un tiempo, que permita obtener datos con mayor detalle.
Esa era mi situación con esta prueba. Había observado varias imágenes de MOC, THEMIS Y ESA, pero nunca pude encontrar más que datos sugestivos y así mi investigación no podía tener los detalles que algo así merece.
Sin embargo me llegó algo de parte de una observadora (que prefiere mantener el anonimato) que encontró esta imagen que a mi se me había pasado por alto y que es la base de esta investigación. Cuando ella me advirtió, su imagen tenía demasiado acercamiento del área oscurecida, por lo que todavía seguía siendo sólo una evidencia sugerente. Pero sus trabajos gráficos eran lo suficientemente buenos para mí como para pensar que se podían superar los inconvenientes de la manipulación sobre las imágenes del cráter Hale que ella había encontrado, al menos respecto a mi propia experiencia. El resultado es como ven en las siguientes imágenes.



Ahora, recuerden que la foto grande de encima, junto con las tres pequeñas que la acompañan, tan poco claras, son una vista distante y el resultado de tan sólo una pequeña victoria sobre la manipulación a que fue sometida la imagen previamente. Por lo tanto, sólo algunas partes de la superficie que estudiamos se puede ver de manera adecuada, mientras que otras zonas siguen siendo gravemente afectadas por la manipulación de imágenes, más resistente a los intentos por develar lo que ocultan. Tengan en cuenta que me deshice de la bella presentación oficial (bella, pero difusa y muy reflectiva imagen de ESA) y le modifiqué algo el color para lograr una definición algo mejor.
Como he señalado reiteradamente, es a través de los errores que eventualmente puedan cometer en la manipulación que una pequeña parte de la verdad puede ser descubierta y evidenciada.
Como se puede ver en la imagen de arriba, ni siquiera los más leales sostenedores del punto de vista oficial pueden dejar de ver esto como algo más que la evidencia clara de la existencia de civilización en Marte.No se puede confundir en esta vista lejana de una amplia zona, a estos patrones geométricos altamente organizados tan característicos de la vida inteligente de una civilización con alguna particularidad geológica engañosa.
En las próximas dos imágenes se mostrará una vista más cercana de la zona a la izquierda y a la derecha, por encima de la imagen número 3.





Esta cuarta foto está ampliada a un 180% de la original (en la medida que he podido sin hacer que aparezca demasiado borrosa). Una vista más cercana de la zona ubicada a la izquierda en la imagen 3. Aún es una imagen distante y borrosa, pero informativa, de todas formas. La prueba de civilización es tan densa aquí y en tal variedad, que he optado por no ocultar nada con las flechas y las etiquetas suponiendo que la mayoría de ustedes pueden reconocer gran parte de lo que se ve como las evidencias que son. Solamente tener en cuenta que se trata de el punto de vista lejano de un satélite y no una vista aérea cercana y que en general, la calidad de la imagen ha sido degradada "oficialmente".
Excepto por algunas de las evidencias del Informe # 010 titulado "Domes & Plant Puffing Vapor", y posiblemente el Informe # 006 titulado "Water Industrial Site, et al,", éste sitio es único entre todas las pruebas que he presentado, debido a la gran variedad de formas y estructuras observables. ¿Por qué? Porque aquí las evidencias de civilización aparecen extendidas en el terreno y en una gran variedad, posiblemente de usos industriales y/o militares, con un perfil mucho más bajo que el que suelen tener las concentraciones de vida habitual y/o comercial con estructuras más densamente concentradas y de mayor altura.
Además, los patrones y estructuras que podemos ver aquí bastante bien (considerando que son imágenes satelitales) son bastante pequeñas y de perfiles bajos. Esto es porque la manipulación general de la capa superior semitransparente para ocultar estos pequeños sectores de evidencia produce alguna engañosa visión de los patrones de texturas de la superficie (NOTA: no estoy seguro si esta traducción se ajusta exactamente a lo que quiso decir el autor, aunque creo que se aproxima)
Sin emmbargo, sospecho que en las áreas más oscuras y en las que tienen un color e iluminación sobresaturados deben contener estructuras geométricas mucho más facilmente reconocibles, por lo que tuvieron prioridad en la aplicación de técnicas de manipulación de la imagen en los niveles más altos de resolución de las capas más profundas que mi relativamente simple trabajo de aclaración no pudo enfrentar con éxito. Por lo tanto, esta evidencia queda oculta bajo la más intensa y dedicada manipulación aplicada.





Esta quinta foto también tiene aplicado un zoom de 180 %, pero de la parte derecha de la tercera imagen. Una vez más he optado por no ocultar nada con flechas y etiquetas. Muchos verán y podrán describir más detalles de algunos objetos vistos en las últimas tres imágenes de éste informe. Seguramente muchas percepciones pueden ser correctas, pero la mayoría sin dudas, no pueden ser vistas de manera adecuada con esta limitada calidad de imagen publicada oficialmente.
Sin embargo, este tipo de extrapolación más arriesgada de las pruebas no es el principal propósito de éste informe. Creo que mucho más importante que el informe en sí mismo, es el extraordinario mensaje y la toma de conciencia de que estamos buscando evidencias de vida inteligente de una avanzada civilización en otro mundo. Que esto es una realidad y que debemos despertar para hacer frente a éste hecho.
Basta con mirar pruebas como esta. Simplemente no se puede confundir éste tipo de pruebas físicas con la geología. Oficialmente, recién se está comenzando a conciderar que las aguas de superficie existieron, pero en un pasado lejano en Marte. Eso es lo que está programado para hacernos creer. Sin embargo, no estamos dispuestos a aceptar como realidad esta pequeña información ultraconservadora. Asimismo, a regañadientes, están empezando a considerar que vida orgánica de algún tipo pudo haber existido en tiempos remotos, dejando eventualmente algunas ruinas que podemos llegar a explorar. Creo que en escenas como esta, las verdaderas imágenes de alta resolución y sin manipulación nunca liberadas para nosotros, deberían ofrecernos una visión tremendamente más amplia que las actuales, mucho más que esta pobres y débil, aunque aún extraordinaria información que podemos ver aquí. Pienso en lo que algunos personajes del programa secreto deben saber acerca de sitios como éste, pero nunca comparto con aquellos que sostienen y pagan para adquirir información.
Es tiempo de decir con fuerza y en voz alta nuestra voluntad de hacer frente a información como esta y demadar de los medios de comunicación y de los líderes políticos que busquen a fondo y que le den a este tipo de información una completa investigación y que luego permitan juzgar por sí mism a las personas la importancia que pueda tener. La ciencia y las comunidades académicas han abdicado, evidentemente, de su responsabilidad al respecto por tragarse la errática información oficial, por lo que nos corresponde a nosotros empezar movilizar esta increíble información por una mayor conciencia, responsabilidad y debate.
Nos dirigimos inexorablemente a cambios dramáticos en nuestras vidas que surgen de estas verdades. Es un corolario natural de esta acelerada era de alta tecnología que estamos viviendo, donde un secreto masivo y la ignorancia no pueden sostenerse. El cambio no puede evitarse, en particular por la pretensión oficial o la que fuere. La cuestión es si nosotros como pueblo seremos tomados por sorpresa y arrastrados por acontecimientos in evitables y fuera de control, o vamos a empezar a prever y a preparar nuestras mentes para este tipo de información.





La de arriba es una muy buena imagen de la evidencia en el cráter Hale, enviada por un observador que sólo conozco como CK. Excepto por el borde rojo y el texto, éste es enteramente su trabajo y yo no he intervenido en él. Su trabajo es bueno porque está reconocido desde el principio que las tácticas de ocultamiento estuvieron presentes como agregados en la capa superior de la imagen, lo que hay que superar para luego poder obtener los mejores resultados visuales.Cabe señalar también que, aunque sus tácticas imitan las mías, él ha llegado a éste resultado sin mi intervención.
Como se puede ver, aquí se ofrece una mejor imagen en comparación con las mías. Esta es una gran ayuda para mí porque me ahorra el tiempo de tener que volver atrás y hacer el trabajo yo mismo. Yo tendría que haber hecho esto antes de hacer público mi primer libro de evidencias. Si esto no se hubiera hecho, dejaría mucho espacio para argumentos equivocados y debates. Por lo tanto, gracias CK y bien hecho.
Esta mejora siempre es posible porque mi trabajo siempre apremiante para cumplir con los plazos para publicar que yo mismo me impongo y llego a la conclusión de que el trabajo puede no ser tan bueno como podría llegar a ser, pero es lo suficientemente bueno como para publicarlo sin más retraso. Las tres imágenes que siguen debajo, una en blanco y negro, la siguiente con algo de color y la tercera más pequeña en color y más centrada en una área definida, son de CK con algunas pequeñas mejoras hechas por mí para acentuar los detalles.









La verdad es que no hay argumentos meritorios que pudieran hacerse. No hay nadie que no deba aceptar esto como evidencias de que existe una civilización en otro mundo por una variedad de razones.
Algunos lo niegan porque tienen intereses creados en que estas no sean evidencias reales de civilización, otros porque simplemente no creen que sea posible, algunos porque simplemente no saben y por defecto confían en la opinión de los expertos que consideran confiables, algunos otros tienen una mezcla de todas estas razones. Sin embargo, en lo profundo su argumento es que se trata de imágenes y artefactos creados artificialmente con algún software y no una evidencia real del terreno.
Con esto en mente, quiero que miren detenidamente estas nuevas imágenes, y sobre todo las dos últimas. Sí, la prueba es visualmente pobre, pero es lo suficientemente buena como para determinar de qué se trata esto. Es decir, si uno tiene la mente abierta.
Lo primero que quiero señalarles es que la parte superior de muchos de las que parecen ser estructuras elevadas en su mayor parte y en el entorno relejan la luz solar superior del objeto y resaltan su forma y tamaño. Ahora céntrese en las estructuras dispersas alrededor de la escena tomando nota del factor de reflectividad sobre los techos y por favor tambièn tenga en cuenta que cerca de la cara más cercana a nosotros, muestran también muy a menudo diferentes grados de sombra. La combinación de estos factores crea un efecto de 3 dimensiones que otorga más definición a los objetos.







Ahora eche un vistazo a estas dos imágenes adicionales, con un campo de visión más estricto de la misma escena, tanto en 200 % como en 250 % de zoom. Note la estructura más amplia en la parte superior central de las imagenes 10 y 11 con el fuerte zoom aplicado. Tenga en cuenta que la superficie del techo de esta estructura está reflejando la luz solar, mientras que el lado contiguo está en sombras y que todo esto es importante en consonancia con los otros objetos elevados adyacentes en la escena. Más importante aún, en la parte cercana a las sombras de los grandes objetos tenga en cuenta las proyecciones de las sombras sobre la parte soleada que dibuja la parte superior del objeto fuera de su superficie.
Esta es una muy fuerte evidencia visual. ¿Realmente creen que es posible que si fueran objetos falsos y no reales, podrían bloquear y reflejar la luz solar y proyectar sombras como si fueran objetos reales? En la vista general (foto 1) tenga en cuenta la naturaleza aleatoria de estas pruebas, ya que se extiende en el suelo alrededor de la parte inferior del cráter una gran variedad de patrones mezclados de menor a mayor. Estas son pruebas típicas de la artificialidad de la civilización que se fueron acumulando con el tiempo para diferentes fines. Las formas son rígidamente geométricas, así como uniformes, repetitivas y altamente concentradas. Estrechamente ceñidas a sus patrones. Estos factores de reflectividad de la luz solar y de sombras son fuertes evidencias que los objetos proponen, van a tener que ser abordados y no ignorados.
Depende de usted si cree o no en lo que ven sus propios ojos y su sentido común. Si no, lamentablemente usted deberá depender de la opinión de otros. Como siempre, es una cuestión de elección personal.


J. P. Skipper

Quienes deseen ver el artículo original, pueden verlo aquí: MARS ANOMALY RESEARCH (en inglés)